Hay que animarse a pleitear con la administración. Si usted ha agotado la vía administrativa ya sea recurriendo una multa, solicitando una licencia u oponiéndose a un requerimiento efectuado por cualquier administración que le abre un procedimiento de oficio, debe continuar por los cauces del contencioso administrativo.

Enumerar los campos que se comprenden en esta área resulta complejo por su amplitud, pero sepa que podemos ayudarle en materia de contratos públicos si ha concursado y no ha obtenido una licitación que cree debiera habérsele concedido, si está siendo objeto de un proceso de expropiación forzosa, si ha concursado a algún puesto de la función pública y no han valorado suficientemente sus méritos, si reclama algún tipo de responsabilidad patrimonial por cualquier daño que soporte usted o algún bien suyo por incumplimiento de los deberes de quienes han de velar por nuestros intereses.

En esta materia, como todo el derecho en general si bien aquí más en especial, los plazos para iniciar actuaciones y recabar expedientes son sumamente importantes.